Ven a conocer las maravillosas mariposas de las Arribes

El día 23 de agosto “Zamora Biodiversa” y Erithacus-Observación de la Naturaleza” organizan una jornada de observación de Mariposas y Aves en el entorno de Fermoselle, dentro de los límites del parque natural “Arribes del Duero”.

El objetivo principal es la observación de una de las mariposas más bellas y espectaculares del parque: el Bajá, Cuatro Colas o Mariposa del Madroño (Charaxes jasius). Pero además disfrutaremos de otras joyas entomólogicas como la Macaón (Papilio machaon), la Podalirio o Chupaleches (Iphiclides feisthamelii) y la Festón Blanco (Hipparchia fidia), entre otras especies. Sin olvidarnos de las aves rapaces, rupícolas y mediterráneas que otorgan merecida fama a este espacio natural, tales como los buitres leonados y los alimoches.

El desplazamiento se realizará en vehículos particulares y comeremos en un área recreativa de la localidad. La salida será desde Zamora (aparcamiento de la playa de los Pelambres) pero para quienes se desplacen desde otras localidades, se acordará un punto de encuentro en Fermoselle.

El precio de la actividad (22 euros) incluye el servicio de guías (dos guías especializados), los seguros y el uso de nuestro material óptico de alta gama.

Para más información e inscripciones podéis llamar o enviar un mensaje de whatsapp a mi teléfono: 676046551 (José Alfredo) o al 606669203 (Gonzalo).

¡Anímate y ven con nosotros a conocer el apasionante mundo de las grandes mariposas mediterráneas!

Tierra de aguiluchos

El aguilucho cenizo (Circus pygargus), una de las rapaces más características de la estepa cerealista, hasta el punto de ubicar sus nidos en el suelo de los campos de cultivo, va camino de desaparecer a causa de los cambios experimentados en este medio agrícola durante las últimas décadas. El adelanto de la fecha de cosecha condena a un alto porcentaje de polladas de esta rapaz a sucumbir en las cuchillas de las cosechadoras, provocando así el declinar de sus antaño abundantes poblaciones.

El macho de las fotografías se ha reproducido esta temporada en la zamorana Tierra del Pan, una comarca que todavía mantiene una buena densidad de aguiluchos cenizos. En su zona de anidación, en el municipio de La Hiniesta, pudimos observar esta semana un buen número de jóvenes nacidos esta temporada, lo que nos indica que -al menos este año- tuvieron un buen éxito reproductor. Un rayo de esperanza.

El vigía del bosque



Tornasolada chica (Apatura ilia). Municipio de Rosinos de la Requejada (Zamora), 23 de julio de 2020.

Posiblemente uno de los mejores sistemas para detectar a las mariposas tornasoladas (gen. Apatura) es escudriñando las copas de los alisos, sauces y chopos de los bosques de ribera, durante las últimas horas del día, en los meses de julio y agosto. Es el momento en que los machos de este género despliegan con mayor intensidad su comportamiento territorial, con continuas persecuciones a sus rivales a los que descubren desde sus atalayas arbóreas. En no pocas ocasiones atacan también a ejemplares de otras especies de lepidópteros e incluso llegan a perseguir a algunas pequeñas aves.



Macho de Tornasolada chica (Apatura ilia) vigilando su territorio desde la copa de un aliso o umeiru (Alnus lusitanica). Municipio de Rosinos de la Requejada (Zamora), 23 de julio de 2020.

Las otras víctimas del tráfico

Se estima que cada año mueren atropellados unos 30 millones de vertebrados, solamente en España. Uno de los mamíferos más vulnerables a esta causa de muerte no natural es este pequeño carnívoro de la familia de los mustélidos: el turón europeo (Mustela putorius). Estos dos ejemplares -probablemente miembros del mismo grupo familiar- murieron por esta causa la madrugada del pasado 26 de julio muy cerca del km 3 de la carretera provincial ZA-610, entre la ciudad de Zamora y la localidad de Moraleja del Vino. Se trata de un verdadero punto negro donde ya hemos encontrado muertos por atropello otros pequeños mamíferos. El sellado de una antigua acequia que pasaba por debajo de la carretera, en el transcurso de unas recientes obras realizadas en la misma, fuerza ahora a los animales a cruzar por el asfalto, exponiéndose al peligro del tráfico rodado. Si queremos frenar este verdadero exterminio de nuestra fauna, es preciso que nuestras vías se doten de más y mejores pasos para la fauna, que se conserven los pasos naturales previamente existentes y que se realicen campañas eficaces de sensibilización sobre la necesidad de moderar la velocidad y ser precavidos en la conducción.

Calzadas y martinetes con “Zamora, Aves y Naturaleza”

Foto: Gonzalo Criado

El pasado día 26 volvimos a las riberas del Duero zamorano en busca de las maravillas orníticas que pueblan este tramo fluvial urbano. En esta ruta (la número 62 del programa) los participantes pudieron disfrutar, especialmente, con excelentes observaciones de dos de las especies más características y carismáticas de este espacio natural: el martinete común y el águila calzada.

Foto: Maribel Lorenzo

Un pequeño grupo de jóvenes martinetes, casi recién volados de sus nidos, descansaban tranquilamente en las inmediaciones de nuestra colonia de cría.

Foto: Gonzalo Criado

No lejos de allí, una joven águila calzada ofreció un impagable espectáculo mientras devoraba, posada en un viejo nido de garza real, una presa recién aportada por sus padres.

Foto: Manuel Martín y Maricarmen Sampedro

Por supuesto, también hubo estupendos avistamientos de un montón de especies más, como abejarucos, garzas reales, garcillas bueyeras, cormoranes grandes, milanos negros, andarríos chicos y gaviotas reidoras, entre otras muchas. Sin olvidarnos de los magníficos paisajes que ofrece la combinación única del medio natural ribereño con el patrimonio histórico y arquitectónico de la ciudad.

Foto: Zamora BioDiversa

En las próximas semanas nos tomaremos un pequeño descanso pero reanudaremos la actividad en breve. Recordamos que las próximas fechas programadas son: 30 de agosto y 19 y 20 de septiembre. Para más información e inscripciones, enviar un mensaje de whatsapp al 676046551 (José Alfredo). ZAMORA, AVES Y NATURALEZA es un programa promovido por la Concejalía de Turismo del Ayuntamiento de Zamora con la colaboración de Erithacus-Observación de Naturaleza y de Zamora BioDiversa.

Foto: Zamora BioDiversa

Nuestro agradecimiento a Gonzalo Criado, Maribel Lorenzo, Manuel Martín y Maricarmen Sampedro por sus fotografías.

Foto: Zamora BioDiversa

Nuevas fechas de “Zamora, Aves y Naturaleza”

Siguen las rutas urbanas de observación de fauna de ZAMORA, AVES Y NATURALEZA. Las fechas programadas para los próximos meses son: 30 de agosto y 19 y 20 de septiembre.

Para más información e inscripciones enviar un mensaje de whatsapp al 676046551 (José Alfredo).

ZAMORA, AVES Y NATURALEZA es un programa promovido por la Concejalía de Turismo del Ayuntamiento de Zamora con la colaboración de Erithacus-Observación de Naturaleza y de Zamora BioDiversa.

De pardales y chicharras

Popularmente se relaciona a los gorriones o pardales con una dieta básicamente granívora, de hecho para mucha gente son simples “comedores de pan”. Sin embargo, la realidad es que son grandes consumidores de insectos, especialmente en primavera y verano. A fin de cuentas, la proteína animal es fundamental para la crianza de sus polluelos.

Lo cierto es que, con frecuencia, se los ha perseguido a causa de sus hábitos granívoros, ignorando su papel como controlador de las poblaciones de ortópteros (como las langostas), con consecuencias nefastas para los cultivos. Un caso paradigmático fue el exterminio de los gorriones decretado por Mao Zedong en la China, entre 1957 y 1960, con resultados verdaderamente catastróficos.

En nuestros tiempos, el uso indiscriminado de biocidas en la agricultura lleva camino de poner fin de modo definitivo, drástico y total al problema: ni aves ni insectos. Pero temo que lo vamos a pagar -lo estamos pagando ya- muy caro.

En las fotos, una hembra de gorrión común (Passer domesticus) capturando un ortóptero, posiblemente un saltamontes verde común o chicharra (Tettigonia viridissima) en Zamora capital, el pasado 4 de junio.

El río de las maravillas: una nueva ruta de “Zamora, Aves y Naturaleza”.

Ayer, domingo 12 de julio, tuvo lugar la ruta nº 61 del programa “Zamora, Aves y Naturaleza”, actividad de observación de fauna urbana que llevamos a cabo en el tramo de las riberas del Duero a su paso por la ciudad de Zamora.

Fotografía de Gonzalo Criado Alonso

Como viene siendo habitual en las últimas semanas, hicimos un recorrido por el sector adyacente a los barrios de Olivares, San Frontis, Cabañales y Pinilla, realizando diferentes paradas para conocer y disfrutar la extraordinaria diversidad de aves presentes en nuestro medio ribereño. La mañana nos deparó excelentes observaciones, cuyas imágenes quedarán, sin duda, grabadas en la retina de los participantes por mucho tiempo.

Cormorán grande (Phalacrocorax carbo) y martinete (Nycticorax nyticorax). Fotografía de Noelia Borrego de Fuentes.

En la colonia local de ardeidas todavía quedan bastantes juveniles de garza real en los nidos donde nacieron o en sus alrededores. Además, nos encontramos a los primeros juveniles de su primo menor, el martinete común, explorando el entorno de la colonia, al tiempo que otros menos precoces aguardaban en los nidos a los adultos que acudían con regularidad a cebarlos.

Martinete (Nycticorax nycticorax) juvenil. Fotografía de Noelia Borrego de Fuentes.

También pudimos ver bastante bien al miembro más pequeño -y quizás el más bonito-, de la familia, el avetorillo común, en al menos dos puntos diferentes del recorrido.

Macho adulto de avetorillo (Ixobrychus minutus). Fotografía de Noelia Borrego de Fuentes.

En cuanto a las rapaces, observamos dos juveniles de águila calzada en su nido, ya muy desarrollados. No tardarán mucho en volar como ya hacen prácticamente todos los milanos negros nacidos este año en la zona, que son muchos, por cierto.

Milano negro (Milvus migrans) y vista de la Catedral de Zamora. Fotografía de María Gil Aliste.

Casi al final del paseo, saltó la sorpresa cuando nos sobrevoló a cierta altura un subadulto de la rara y endémica águila imperial ibérica, coincidiendo con un momento de paso de buitres leonados sobre el casco urbano. Ya de regreso, un joven milano real completó la lista de accipitriformes anotadas en esta ruta.

Águila calzada (Hieraaetus pennatus) y vencejos comunes (Apus apus). Fotografía de María Gil Aliste.

Uno de los momentos de mayor disfrute lo constituyó la visita a la colonia de los multicolores abejarucos, afanados ahora en la crianza de sus polluelos, entrando constantemente a sus nidos con insectos variados en el pico.

Abejaruco (Merops apiaster). Fotografía de Noelia Borrego de Fuentes.

Abejaruco (Merops apiaster) entrando en su nido. Fotografía de Noelia Borrego de Fuentes

Mientras estábamos atentos a este increíble espectáculo natural que se desarrollaba casi en el corazón de la ciudad, descubrimos a un grupo familiar de otra bellísima especie, el pico picapinos, envuelta igualmente en una actividad de ceba.

Picos picapinos (Dendrocopos major). Fotografía de Gonzalo Criado Alonso

Un macho de este pájaro carpintero nos demostró su gran habilidad y amplitud trófica, al escachar almendras usando como yunque una grieta del tronco de -precisamente- un almendro. Los resultados de su esforzado trabajo fueron a parar a los buches de sus volantones, que aguardaban expectantes y hambrientos.

Fotografía de María Gil Aliste

También las doradas oropéndolas -tan abundantes en este tramo ribereño- se mostraban muy afanosas consumiendo, golosas, las moras de las que estaban bien cargadas las moreras. Ahí va la lista completa de las 44 especies de aves observadas (y algunas solo escuchadas) a lo largo de las casi cinco horas que duró la actividad: cormorán grande, avetorillo común, martinete común, garza real, cigüeña blanca, ánade azulón, milano negro, milano real, buitre leonado, águila calzada, águila imperial ibérica, gallineta común, andarríos chico, gaviota reidora, paloma torcaz, paloma cimarrona, críalo europeo, vencejo común, abejaruco europeo, pico picapinos, golondrina común, avión roquero, avión común, lavandera blanca, chochín, colirrojo tizón, mirlo común, cetia ruiseñor, carricero común, curruca capirotada, herrerillo común, carbonero común, pájaro moscón, agateador europeo, pinzón vulgar, jilguero, verderón común, serín verdecillo, gorrión común, gorrión molinero, estornino negro, oropéndola europea, urraca y grajilla occidental.

Carricero común (Acrocephalus scirpaceus). Fotografía de Noelia Borrego de Fuentes.

La próxima ruta tendrá lugar el domingo 26 de julio. Para más información e inscripciones enviar un mensaje de whatsapp al 676046551 (José Alfredo). ZAMORA, AVES Y NATURALEZA es un programa de observación de fauna en la ciudad de Zamora, promovido por la Concejalía de Turismo de este municipio y desarrollado con la colaboración de Erithacus-Observación de Naturaleza y Zamora BioDiversa.

Fotografía de María Gil Aliste

Agradecemos a Noelia Borrego, María Gil y Gonzalo Criado la cesión de sus estupendas fotografías, realizadas durante la ruta del pasado domingo.

El alcaudón común en Zamora

Macho adulto. Zamora, 12 de abril de 2017.

El alcaudón común (Lanius senator) es uno de los cuatro miembros de la familia Lanidae (alcaudones) nidificantes en la Península Ibérica. Se trata de una especie ampliamente extendida por el ámbito mediterráneo ibérico, cuyas máximas densidades aparecen en terrenos arbolados abiertos con amplias superficies de suelo despejado, como las dehesas.

Distribución del alcaudón común en la provincia de Zamora (NaturZamora-AZCN)


En la provincia de Zamora resulta francamente abundante en el cuadrante suroccidental, donde encuentra un hábitat óptimo en las dehesas y cortinales sayagueses. En el resto de la provincia se va enrareciendo hacia el noroeste, a medida que disminuye la influencia mediterránea, estando ausente en la mayor parte de Sanabria. También escasea en las amplias extensiones cerealistas del tercio oriental de la provincia.

Hembra adulta. Zamora, 30 de julio de 2019.

Se trata de una especie que pasa el otoño y el invierno en tierras africanas. Retorna a nuestras latitudes a partir de la segunda mitad del mes de marzo, permaneciendo aquí hasta finales de septiembre.

Juvenil. Moreruela de Tábara, 25 de agosto de 2019.

En las comarcas zamoranas es conocido habitualmente como “picanzo”, denominación que comparte con las otras dos especies presentes del género Lanius (alcaudones). Para distinguirlo de sus parientes cercanos recibe nombres específicos como picanzo coronal, picanzo de la gorra colorada, picanzo pedrés o pedreso, picanzo mediano, picanzo pequeño o picanzo chiquito, que hacen referencia a distintas características de su plumaje o bien a su tamaño en relación a otras especies del mismo género.

Macho adulto. Zamora, 12 de abril de 2017.

La Moradilla del fresno en Zamora

Tábara (Zamora), 21 de junio de 2020.

La Moradilla del fresno (Laeosopis roboris) es un licénido cuya distribución mundial se limita a la península ibérica y la parte mediterránea de Francia. Habita en bosques de ribera bien conservados con presencia de las plantas nutricias de sus larvas: los fresnos (Fraxinus angustifolia y Fraxinus excelsior). Los adultos pasan la mayor parte del tiempo posados en las copas de los árboles, lo que dificulta un tanto su localización.

Distribución de Laeosopis roboris en el Atlas de las Mariposas Diurnas de Zamora (2014-2020) de NaturZamora-AZCN:

En los trabajos de campo para el Atlas de las Mariposas Diurnas de Zamora de NaturZamora-Asociación Zamorana de Ciencias Naturales, llevados a cabo en el período 2014-2020, se ha detectado su presencia en 32 cuadrículas UTM de 10×10 km. En esta provincia presenta una distribución de carácter marcadamente occidental, restringida a las comarcas de Sanabria, La Carballeda, Aliste, Tábara, Alba y el oeste de Sayago.

En Zamora se ha encontrado en altitudes comprendidas entre los 530 y los 1280 msnm. La observación de los adultos se ha producido desde principios del mes de junio hasta mediados del de agosto.

Agradecer a las siguientes personas su aportación de citas de esta especie para el Atlas: Noelia Borrego, Emmanuel D’Hoore, Hipólito Hernández, Lourdes Hernández, María Isabel Martín, Cristian Osorio, Juan José Ramos y Alfonso Rodrigo.

Vide de Alba (Zamora), 10 de junio de 2015.